Jump to content
Sign in to follow this  
  • entries
    8
  • comments
    25
  • views
    9370

About this blog

Recorrimos las fascinantes ruinas de este increíble país sobre la Honda ´89

Entries in this blog

 

Entre sacrificios humanos y playas, nos despedimos de Perú

Si son como yo y la Historia nunca fue su fuerte entenderán lo desconcertada que estaba cuando empecé a investigar un poco por las redes sobre las antiguas culturas que habían habitado las tierras peruanas. Mi conocimiento (muy pobre) se limitaba a la civilización Inca, pero de repente fui desasnada y empecé a conocer otras culturas anteriores e incluso contemporáneo a los Incas! Lo más nombrado en las redes fue la cultura Moche, tan interesante como macabra debido a sus curiosas costumbres de

Ayelen

Ayelen

 

Bajo “la gris panza de burro” en Lima

Como ya mencioné en algún momento, toda esta aventura de viajar fue algo completamente nuevo para mí. Jamás había sobrepasado los límites de mi país en mis 26 años y apenas conocía algunas regiones cercanas. Contrariamente, Martin ya tenía experiencia en el asunto, ya había viajado por varios países vecinos y hasta vivió bastante tiempo en el extranjero, por lo que él era mi cable a tierra, por así decirlo, cuando no sabía cómo manejarme en ciertas situaciones.   Más allá de que cuando uno via

Ayelen

Ayelen

 

Otra maravilla de Perú, Reserva Nacional Paracas

Cuando uno piensa en Perú, inmediatamente lo relaciona con la civilización Inca y sobretodo con Machu Picchu. Aquella típica foto de Machu Picchu que repetimos una y otra vez en este blog (esa… la de la montaña más grande a la derecha, una más pequeña a la izquierda, nubes de fondo, y un valle minado de prolijas ruinas con el césped prolijamente mantenido y brillante) es la que inmediatamente se nos viene a la mente. Sin embargo, y sin por ello desmerecer este legendario sitio arqueológico, Perú

Ayelen

Ayelen

 

Sobrevolando Nasca

Una de las cosas que fui aprendiendo mientras viajábamos interminables horas sobre la moto, fue entablar profundas conversaciones conmigo misma.   Al principio eran ansiosas ideas y miedos que se amontonaban, de manera desordenada y sin sentido, expectante a todo lo que sería aquel viaje. Pero con el transcurso del tiempo, en mi mente ya se iban formando conversaciones claras, tal y como las tendría con una amiga.     Ahora que lo pienso, viajar tanto tiempo sobre la moto, sin pronuncia

Ayelen

Ayelen

 

Machu Picchu

Pareciera que visitar Perú y no ir a Machu Picchu es algo así como ir a un cumpleaños y no comer la torta, digamos. Machu Picchu se convirtió en uno de esos lugares a los que, alguien que se jacte de ser viajero, tiene la obligación de ir.   Claramente todo esto me parece muy exagerado porque puedo asegurarles que Perú esta atestada de ruinas arqueológicas que nada tienen que envidiar a Machu Picchu. Incluso supe de ruinas de mayor tamaño y más impresionantes que están inmersas entre montañas

Ayelen

Ayelen

 

Caminando por entre las Ruinas del Valle Sagrado

Cuando quisimos comprar las entradas para visitar Machu Picchu, en la ciudad de Cusco nos encontramos con la sorpresita de que había un conflicto en la hidroeléctrica que se encuentra sobre el único camino que conduce a las míticas ruinas, y que a raíz de ello, la carretera se encontraba cerrada al paso en señal de protesta.   No sabíamos cuanto tiempo iría a durar este corte de ruta, y si bien nos encantaba estar en el camping “La Quinta de Lala” y nos divertía ver a Rosita, la cachorra, corr

Ayelen

Ayelen

 

Montaña rusa de emociones en Cusco

Recuerdo que hace unos años atrás, mientras esperaba aburrida en la sala de espera de algún médico del que ya no recuerdo su especialidad, me entretuve ojeando una de esas “revistas del corazón” que siempre están disponibles en una esquina. Me detuve en la entrevista que le hacían a una actriz de telenovelas argentinas, especialmente en el párrafo donde le preguntaban por los lugares del mundo que había visitado, y la mujer, glamorosamente, hablaba de sus viajes por Paris, España, Inglaterra y E

Ayelen

Ayelen

 

Reserva Madre de Dios, un "Parayso" terrenal

Hay varias preguntas que se fueron repitiendo a lo largo del viaje, de quienes nos vamos cruzando por el camino: ¿De dónde vienen? ¿Cuántos kilómetros llevan hechos? ¿Cuánto tiempo? Y ¿Cuál fue el lugar que más les gustó? Para responder ésta última, no tengo ni un dejo de duda: mi lugar favorito en Suramérica es la Reserva Madre de Dios, en la amazonia sur de Perú.   Decir que aquel lugar, en el corazón de la selva peruana me fascinó, me queda chico.   Sin embargo, cuando ingresamos a Perú,

Ayelen

Ayelen

Sign in to follow this  
×
×
  • Create New...

Important Information

By using this site, you agree to our Terms of Use.