Top Escritores


Popular Content

Showing content with the highest reputation since 24/01/18 en toda la comunidad

  1. 3 puntos
    Dubai, ciudad de récords mundiales Rascacielos en medio del desierto, nieve artificial, parques temáticos, montañas rusas, atardeceres únicos son algunos de los motivos para visitar los Emiratos Árabes y su principal destino: Dubai. Uno de los varios récords que tiene Dubai, es contar con el edificio más alto del mundo, el rascacielos Burj Khalifa con 163 pisos. Siguiendo con la lista de cosas llamativas de Dubai, se encuentra el jardín llamado Miracle Garden con 100 millones de flores de distintas variedades. Es importante tener en cuenta que sólo se puede visitar este jardín entre noviembre y mayo ya que en verano las temperaturas son tan altas, que pueden incluso llegar a más de 50 º haciendo imposible la vida de las flores. Para que el público renueve su visita, las exposiciones de las flores suelen cambiarse con regularidad. Otro de los récords es el anillo más grande y pesado del mundo realizado en oro, se encuentra en el zoco del oro de Dubai. Un paseo por Dubai no está completo sin antes visitar Dumai Mall el centro comercial más grande del mundo, cuenta con seis pisos donde pueden encontrarse comercios de reconocidas marcas y diez pisos destinados al aparcamiento. En el interior del shopping se encuentra también un centro médico lujoso, una pista de hockey sobre hielo, un acuario, una réplica de un dinosaurio a escala además de parques de atracciones y diversiones. Es importante destacar que Dubai Aquarium es el mayor acuario del mundo con más de 30 mil animales en su interior, allí se encuentra además la colección más grande de tiburones. Para los más aventureros se ofrece la alterativa de nadar entre tiburones y pasar por un túnel que permite tener una visión panorámica de 270 grados. Una de las postales más fotografiadas de la ciudad de las maravillas y los récords es la obra maestra de arquitectura llamada Burj al Arab, se trata del hotel más lujoso del mundo, el único que posee la categoría de 7 estrellas. Su diseño es muy llamativo ya que tiene forma de vela y mide más de 300 metros de altura. Es el icono por excelente de Dubai. Para cenar en sus restaurantes es necesario hace una reserva previamente. Palm Jumeirah, más conocida como la palmera, es una isla artificial. Desde uno de sus extremos se puede disfrutar de unas impresionantes y llamativas vistas de los rascacielos. La mejor manera de disfrutar de la vista de la palmera es mediante un paseo en helicóptero o en hidroavión. Si hay una actividad imperdible en Dubai es hacer el safari por el desierto, donde se puede descubrir un atardecer único. También está la posibilidad de disfrutar de una cena y de varios espectáculos como los famosos bailes árabes. Las playas se suman a las propuestas, allí pueden encontrarse food trucks con comidas de distintas partes del mundo. Resumiendo… Dubai cuenta con: el edificio más alto del mundo, el centro comercial más grande del mundo, el hotel más caro del mundo, el acuario más grande, el mayor número de joyas por metro cuadrado, uno de los aeropuertos más grandes… todo ello se encuentra sobre una superficie que hasta hace no mucho tiempo atrás era tan sólo un desierto donde sólo había arena… Abu Dabi, capital de los Emiratos Árabes Unidos La capital de los Emiratos Árabes Unidos es Abu Dabi, una ciudad de torres modernas y megacentros comerciales. Otro paseo imperdible, es visitar la gran Mezquita Sheikh Zayed, con sus llamativas cúpulas de mármol blanco. Una de las principales atracciones turísticas de la capital de los Emiratos Árabes es visitar el mundo de Ferrari, un parque de atracciones temático dedicado a esta reconocida marca. Es importante planificar la visita con tiempo, el tiempo promedio que suele dedicar la gente a conocer y disfrutar de las atracciones de este sitio es de cinco horas en promedio. El parque cuenta con montañas rusas, otra de las actividades es alquilar una Ferrari por media hra para dar una vuelta dentro de la pista en compañía de un piloto del lugar. También hay shows. Tips, info útil y consejos Algunos detalles a tener en cuenta a la hora de planificar un viaje por estos destinos que pueden combinarse fácilmente son los siguientes: Conviene evitar los meses de verano como julio y agosto ya que las temperaturas pueden llegar a 50 º. Para preparar un viaje a Abu Dabi es importante tener en cuenta que los meses de junio a septiembre son época de tormentas de arena. La mejor época del año para visitar la ciudad es durante enero y febrero ya que son los meses más frescos. Como mínimo se recomiendan cinco días para visitar Dubai y disfrutar de todas sus atracciones. En caso de viajar con la aerolíneas Emirates, se puede utilizar la opción de un stopover gratuito sin cargo a la ida o a la vuelta. Lo más aconsejable es elegir un destino asiático para conocer a la ida y de paso adaptarse al jet lag. La moneda oficial es el dirham emiratí, un dólar es equivalente a 4,67 AED. El idioma oficial es el árabe, pero todo el mundo habla inglés. Es importante tener en cuenta que el consumo o la posesión de alcohol sin el correspondiente permiso puede resultar en multas o encarcelamiento ya que está considerado como un delito. La tolerancia en cuestión de drogas es nula. Para quienes deseen viajar con animales deben recordar que es obligatorio cumplir con ciertos requisitos impuestos por las autoridades emiratíes.
  2. 2 puntos
    En cada viaje que hacemos, desplazarnos dentro de las ciudades que visitamos es un presupuesto importante que muchas veces olvidamos tomar en cuenta, y que ataca como una plaga sin control nuestras billeteras. Los que vivimos en Latinoamérica puede que estemos acostumbrados a un transporte relativamente barato. Pero el extranjero puede sorprendernos de una no muy grata manera. Taxis y trolebús de la Ciudad de México. ¿Creen que cinco pesos mexicanos es mucho por el servicio de metro de la Ciudad de México? ¿O dos y medio soles peruanos por el metropolitano de Lima? Entonces un viaje a Madrid, Nueva York o Tokio les abrirán los ojos. El teleférico de La Paz, en Bolivia, es barato y muy funcional. El viaje sencillo en Madrid cuesta 1.5 euros, en Tokio entre 160 y 230 yenes (más de 2 dólares) y en Nueva York asciende a tres dólares. Ahora no todo suena tan bonito, ¿o sí? Los precios del transporte urbano local suelen ser más altos en estas ciudades porque son transportes de muy buena calidad. Además que un solo ticket incluye el servicio en casi la mayoría de las variantes (metro, tranvía, bus, y hasta ferrys en Suecia). En Estocolmo un ticket es válido para tranvías, metro, buses y barcos. Viajar es la mejor forma de hacer ejercicio. Y una buena manera de evitar pagar estos altos costos es caminar por la ciudad. Para ello hay que tratar de encontrar un alojamiento cerca al centro o a las principales atracciones que deseemos visitar. Pero ciudades como Madrid, Tokio y Nueva York parecen imposibles para caminar. Se tratan de megalópolis. Bueno, quizá es más cómodo entonces rentar una bicicleta. La mayoría de estas grandes ciudades cuentan con servicios públicos de renta de bicicletas por precios no tan elevados. En París, por ejemplo, cuesta 25 euros la suscripción de un año, 8 euros por siete días o 1.7 euros por un día entero. Tenemos derecho a trayectos ilimitados, con la condición de usar las bicicletas cada treinta minutos, aparcándolas en sus estaciones correspondientes que se encuentran por toda la urbe. Solo nos hará falta una tarjeta de débito con fondos suficientes para dejar el depósito de seguridad (que es de unos 150 euros aproximadamente). Ciudades como Ámsterdam y Copenhague son bien conocidas por tener más bicicletas que autos. Las distancias pueden parecer largas en ciudades así y podrían intimidar a cualquiera a hacer un tour en bici. Pero finalmente casi a nadie le interesa visitar los suburbios o periferias. Así que la superficie de Nueva York, por ejemplo, se reducirá a solo visitar la isla de Manhattan, y no Brooklyn, Queens, Bronx o Staten Island, que representan casi el 90% de la metrópoli. Si no tenemos más opción que tomar el transporte, en muchas ciudades suele ser más barato comprar un carnet de 10 tickets, o un pase diario o semanal, por ejemplo. Ahorraremos algunas monedas y tendremos la libertad de movernos sin límites. No hace falta mencionar que tomar taxis nos desfalcará. Pero de ser necesario, Uber sigue siendo la mejor opción. Aunque cuidado, Uber está encontrándose cada vez con más restricciones en el mundo por su situación legal, y por cómo afecta el mercado local. La Unión Europea, por ejemplo, hace poco concluyó que Uber es un servicio de transporte de pasajeros, más que solo una app. Y por tanto, es posible que exija a sus conductores conseguir la misma licencia que los taxistas. ¡Y mucho cuidado! En muchas ciudades europeas no hace falta tener un ticket para abordar un metro, tranvía o bus, pues no hay ninguna especie de puerta automática que se abra con el boleto. Lo que hay que hacer es comprarlo (como un buen ciudadano) y validarlo al subir en las máquinas especiales. Pero mucha gente no lo hace. Y “no pasa nada”. Tranvía en Berna, Suiza. Es fácil irse con la pinta o imitar al resto de los locales que pasan de ello. Pero hay controladores. Trabajadores que casi nunca vemos a bordo, pero que de vez en cuando aparecen. Y cuando lo hacen y nos pillan sin un ticket o sin haberlo validado nos cobran una cantidad suntuosa de dinero que no quiero decir cuánto duele. Solo diré que haber pagado 35 euros en París por un error de compra no fue nada agradable. Hay ciudades con transportes muy exóticos que no podemos pasar por alto, como los bicitaxis, los mototaxis, las piraguas o los vaporettos de Venecia, y es imperativo al menos un viaje en ellos. Es lindo conocer el transporte público de cada sitio al que vamos, y algunos obligados, como los autobuses rojos de dos pisos en Londres, o la línea 1 del metro de Budapest (el segundo más antiguo del mundo). Pero al final unos buenos zapatos para caminar serán nuestros mejores amigos y los de nuestra cuenta bancaria.
  3. 2 puntos
    No es muy claro el origen de los carnavales, hay quienes dicen que se remonta a Egipto y otros a la época de mayor esplendor del imperio romano, pero de lo que no hay lugar a dudas es que se ha convertido en una de las fiestas más espectaculares y populares del planeta. Las celebraciones suceden año tras año. Muchos consideran a los carnavales como el paso de la oscuridad a la luz, del invierno al verano, una época de fiesta y colores. Existen una gran cantidad de sitios en todo el mundo donde se puede disfrutar de esta tradición de origen desconocido pero que todos quieren en algún momento dedicarle un viaje para disfrutarlo. Entre los carnavales más destacados de todo el mundo se encuentran… El Carnaval más elegante del mundo es el de Venecia, un paraíso de máscaras, disfraces y pelucas se despliegan entre canales y góndolas. Este evento se celebra desde hace varios siglo atrás, la nobleza se disfrazaba para salir al pueblo. Sin lugar a dudas las máscaras fueron y siguen siendo el elemento más importante del carnaval a la vez que son el souvenir por excelencia de los turistas que recorren Venecia en cualquier época del año. Siguiendo con los carnavales más famosos del mundo se encuentra el Carnaval de Río de Janeiro. Lo más llamativo de este carnaval son los colores, el calor y la diversión. El Carnaval de Oruro, es el evento más popular de Bolivia donde se reúnen los mitos andinos con figuras santas de la cristianidad. Más de 50 conjuntos folklóricos forman parte del evento. Durante las fechas claves del carnaval reúne alrededor 400 mil personas. Este es el evento más grande de Bolivia, el festival relata la historia del triunfo del bien sobre el mal a través de un gran desfile. La fiesta honra a la Pachamama, a la madre tierra a la que se le dedican desfiles y coreografías. El Carnaval de Barranquilla recibió en el año 2003 la consideración de Patrimonio de la Humanidad. Es una fusión entre la tradición católica antiguas fiestas paganas. En la actualidad se ha convertido en una cita a la que todos los colombianos y personas de países vecinos quieren asistir para disfrutar del color, la música, el baila y la cumbia colombiana como protagonista. El Carnaval de Lincoln, es una tradición tan viva como colorida, desfiles de muñecos de cabeza gigante, autos locales y shows musicales son parte del entretenimiento de los días de carnaval. Lincoln es una ciudad ubicada a 320 kilómetros de la ciudad de Buenos Aires donde viven 45 mil habitantes que todos los años se preparan para este evento. Un de los carnavales al sol es el de Tenerife, la fiesta dura más de un mes. Es una época para disfrutar de bailes, conciertos, fuegos artificiales. Cada año más de un millón de visitantes viajan a este sitio para participar de este Carnaval. En Europa existen varias oportunidades para disfrutar del carnaval, en Bélgica se celebra el Carnaval de Binche el cual tiene la característica de ser patrimonio intangible y oral de la Humanidad por la UNESCO. También es una fiesta de interés turístico internacional el Carnaval de Cádiz conformado por disfraces, desfiles, actuaciones en la calle y muchas otras cosas más. En Alemania, la fiesta está en Colonia. En esta ciudad el Carnaval se inicia todos los años el día 11 del mes 11 a las 11 horas. Toda Alemania participa de esta fiesta. Días Locos es el nombre que lleva la celebración, a pesar del frío las calles se llenan de gente disfrazada con ganas de disfrutar y de pasarla bien. El Mardi Gras de Nueva Orleans es otra de las propuestas para quienes quieren disfrutar del carnaval. Esta celebración tiene lugar en la ciudad del Mississippi. El evento dura dos semanas en las que las calles se ven invadidas de carrozas, disfraces. Este carnaval se destaca por su gran influencia francesa además de ser el más famoso de los Estados Unidos. Siguiendo con los carnavales, otro destacado es el de Notthing Hill que a diferencia de otros carnavales, se celebra durante el último fin de semana del mes de agosto. Conserva un aire caribeño ya que nació de la mano de inmigrantes jamaiquinos. Este es el carnaval más de Europa y el segundo del mundo después del de Río de Janeuro. El Carnaval de Gualeguaychú es uno de los más populares de la Argentina el cual se celebra en la ciudad del mismo nombre ubicada en la provincia de Entre Ríos. Centenares de protagonistas pasan por la pasarela además de varias carrozas. Las comparsas despegan todo su talento para lograr obtener el premio. El Carnaval de Trinidad y Tobago conmemora la rebelión de los esclavos. Es un momento para ponerse el disfraz y bailar los ritmos del Caribe. Muchos turistas combinan su viaje con las visitas a las playas de aguas tranquilas y transparentes. Uno de los carnavales más jóvenes del mundo es el que se realiza en Copenhague, Dinamarca. Se celebró por primera vez en el año 1982 y atrae a miles de visitantes. Se celebra durante la época de primavera.